Andrómeda

por Bufón loco

Se abre la persiana metálica
Cuando sus ojos se acostumbran a la oscuridad
A través de los gruesos cristales
Es capaz de reconocer la inmensidad

El infinito océano de constelaciones
Sigue inmutable
Sin apenas variación.

Apoya la mano en el vidrio
Siente el frío tacto del vacío
Se empaña la visión
Las lágrimas comienzan a resbalar
Involuntarias por sus mejillas
La respiración se entrecorta
Suspira
Llora desconsolada en la soledad del infinito.

Año: 2754 D.C.
Lugar: Galaxia de Andrómeda

Han pasado ya tres años
Desde que el último pasajero falleció
Hay víveres y oxígeno para una eternidad
No así manera de mover el transbordador
Desde que el motor principal estalló
Estoy paralizada
Encadenada por siempre a Andrómeda
Nadie responde mis llamadas
Estoy sola en mitad de la nada
No quiero estar sola

Este mensaje es el mismo que ayer
Este mensaje será el mismo mañana

¿Hay alguien ahí fuera que diga al menos hola?

¿Hay alguien ahí?»

«Intentando recuperar conexión con red interestelar…»

Anuncio publicitario