Somewhere in Providencia

Esta isla del tesoro perdida y olvidada en el inmenso océano es para ti

Mes: abril, 2018

¿Quien dicta las leyes?

Y ayer después de meses de deliberación salió a la luz la sentencia del caso de “La Manada”. Una condena no exenta de polémica por la denominación del crimen sexual perpetrado por cinco animales. 3 jueces, 2 de ellos de acuerdo en el delito de acoso sexual con agravante, y 1 que califica el acto como sexo en estado de jolgorio.

Puedo intentar razonar el acto pero no puedo entenderlo.

Penetración grupal sin protección. Superioridad numérica y fisica. Miembros de las fuerzas de seguridad del estado entre ellos (Esto de por sí debería ser agravante. ¿Quien cojones vela por nuestra seguridad?). Sometimiento y humillación de la víctima. Vídeos para jaztarse del “logro” ante su piara. Abandonó de la víctima en el lugar de los hechos (Un portalucho sin salida). Situación de shock. Robo de un medio para poder pedir ayuda. Investigacion a víctima para ver su comportamiento después de los hechos. Sin remordimientos… Unos santos… ¡JA!

Sí esto no está tipificado en la ley como violación, está debería cambiarse para que lo sea y que no hubiera lugar a duda. Si no es así ya tienen las pautas esa raza humana no evolucionada a la que pertenecen los cinco para realizar lo que quieran sin sanción proporcionada al crimen.

El resto debemos luchar para que así sea. Cambiar mentalidades para que evolucionen a un estado de igualdad y respeto.

Llámame soñador. Pero me gustaría en un futuro poder decirles a mis hij@s cuando salgan “Pasarlo bien” y no un “Cuidado”.

Anuncios

¿Distopía músical?

Cerrojo

Ayer me acerqué a comprar un par de discos a uno de los pocos establecimientos donde aún los venden. Mi necesaria “dosis” de música. Fueron 2 discos, una novedad (“Mariposas y Torneos de Verano”) y un clásico de los 70 (“Nursery cryme”). Hablo de 16 y 18 Euros respectivamente. Hace 20 años el segundo de ellos no me habría costado más de la mitad que la novedad.

Hoy en el periódico matinal uno de sus reportajes hablaba de como los “algoritmos” cada vez más nos condicionan y guían el comportamiento sin que apenas te des cuenta. Te dicen de manera subliminal lo que debe o no debe gustarte según los datos que tienen sobre ti.

Ayer hablando con un compañero salió a relucir esa recurrente conversación de si es o no necesario comprar cultura en formato físico o si es mejor el digital por su comodidad a la hora de elegir lo que quieres. ¿Eliges realmente lo que quieres?

Hoy mi hija de 2 años se ha acercado a la biblioteca de casa y ha sacado un libro para ver los dibujos. Me ha dicho “esta es la A”. Después me ha dicho “Papá pone musiquita. El disco del nene”. He sacado el “Misplaced Childhood” y lo he puesto. Minerva reía. ¿Habría reído si no tuviera esos objetos?

Con estos cuatro supuestos entre las manos voy a sacar unas conclusiones lógicas

Dentro de unos años y si sigue la tendencia actual, existira como mucho 1 o 2 tiendas donde se venda música en formato físico. El precio de esos productos harán que los potenciales compradores seán personas de edad superior a 30 años con trabajo estable y un nivel cultural academico medio/alto. El resto de perfiles consumirán música y tendrán un gran abanico de ella de manera gratuita, pero un altisimo porcentaje solo escuchará aquello que le sea accesible mediante las recomendaciones que le dén los propios programas que permitan consumir música. Estas recomendaciones  irán realizandose por las necesidades de venta de la industria, lo que relegara a un segundo plano todo aquello que no interese por beneficios compartir. Debido a que este sistema esta pensado para que lo consumido sea “fast food” musical (¿Alguien cree que dentro de 3 años se seguiran escuchando cosas como el “Despacito” salvo en fiestas “Remember”?) millones de canciones de calidad excepcional (Con el número no exagero) dejaran de escucharse, y si no se escuchan ¿Para que conservarlas?.

Es por esto que encuentro tan importante tener a mano cultura y que mis hij@s la tengan a mano, posiblemente es la única manera de que lleguen a conocer ciertas cosas (Algo muy distinto es que les guste, pero por lo menos entra en la ecuación esa variable). ¿Formato físico obsoleto? Yo creo que no… ¿Y tu?